Cultivo de Cálala

Cultivo de Cálala

Cantidad de plantas y distancias de siembra

La planta de calala es una enredadera que necesita un sistema de tutores para su explotación comercial. Se recomienda una distancia entre hileras de 3 metros y 2.5 metros entre plantas, alcanzando una población de 940 plantas por manzana, producidas en vivero durante 6 a 8 semanas antes del trasplante, cuando empiezan a emitir las primeras guías.

Manejo de poda

La poda de formación se hace para eliminar todos los brotes laterales que nacen en la base de cada hoja, para evitar que la planta pierda vigor y así acelerar su crecimiento hasta llegar al hilo superior de la enramada. Al llegar el brote al hilo superior debe despuntarse para obligarlo a ramificar, se deben conducir las ramas de acuerdo al tipo de tutor que se utiliza. De esta forma los dos o tres brotes seleccionados, crecerán con rapidez formando las futuras ramas.

Después de la cosecha, se eliminan las ramas viejas o muertas y bejucos o guías que cuelguen al suelo; se recomienda el raleo de ramas en exceso, para permitir una mejor aireación y penetración de luz.

Prácticas de control de malezas

Para controlar malezas, se pueden establecer cultivos en asocio como papaya, piña, tomate, chiltoma, fríjol y abonos verdes (caballero, canavalia, caupí, mungo, mucuna, fríjol terciopelo), entre otros.

Se recomienda mantener limpias las rondas durante todo el año.

Se debe mantener libre de malezas la zona de plateo (50-60 centímetros alrededor de la planta).

Es importante mantener limpia una franja de 1.5- 2.0 metros sobre la hilera de plantas, utilizando desbrozadora mecánica o machete, nunca usar azadón debido a que las raíces crecen superficiales, encontrándose en los primeros 15 centímetros.

Fertilización de la plantación

a) Al momento de la siembra aplicar al fondo del hoyo, una onza por planta de fertilizante 18-46-0 (60 libras por manzana) mezclado con tierra.

b) Un mes después, aplicar una onza por planta (60 libras por manzana) de la misma fórmula a 20 cm de la base de la planta.

c) A los 3 meses después del trasplante, aplicar 75 gramos de urea por planta, mezclados con 75 gramos de fertilizante 18-46-0 (1.5 quintales por manzana de urea y 1.5 quintales por manzana de 18-46-0).

d) Al inicio del período de fructificación aplicar urea a razón de 4.5 onzas por planta (2.5 quintales por manzana).

e) Durante el período de floración y fructificación, hacer aplicaciones quincenales de biofertilizante líquido enriquecido con boro, calcio y zinc, en dosis de 2 litros por bomba. Esta fertilización se debe de realizar por la mañana o al atardecer.