Noticias
La esperanza del ají dulce cachucha en Nicaragua se encuentra en las Calabazas, Darío

La esperanza del ají dulce cachucha en Nicaragua se encuentra en las Calabazas, Darío

En el Kilómetro 77 carretera Panamericana, comunidad Las Calabazas, Ciudad Darío, Matagalpa, se encuentra la Tabacalera Santiago de Nicaragua S.A., una empresa que se dedica al cultivo de Ají dulce cachucha o conocido en Nicaragua como chile cabro.

Sus propietarios, Francisco Santiago Fu, de ascendencia cubano-chino y la nicaragüense Karla Flores de Fu, mostraron a El 19 Digital parte del trabajo que realizan a diario para poder exportar a Estados Unidos un producto de alta calidad con los estándares internacionales.

Además del ají dulce cachucha en esta empresa familiar también se dedican a la siembra de elotes amarillos. Su destino es el mercado nacional.
«Nosotros comenzamos a trabajar estas tierras para el tabaco, pero como verá el tabaco es muy competitivo en el que nosotros estábamos desde hace 20 años y entonces decidimos cambiar y producir alimento y esa es la razón por la que estamos produciendo ají dulce cachucha, maíz amarillo dulce y también tenemos un proyecto de fruta pan», comentó el gerente propietario Fu.

«De chiltoma estamos enviando alrededor de dos toneladas semanales, pero la meta es exportar de 8 a 10 toneladas semanales», siguió explicando.

Los ají dulces cachucha están bajo un sistema controlado de invernadero. En Estados Unidos tienen un acuerdo con la marca Goya, supermercados y próximamente estará este producto en Walmart Estados Unidos.
Para lograr llegar hasta este importante mercado han tenido que cumplir con requerimientos otorgados por el Instituto de Protección y Sanidad Agropecuaria (Ipsa) y el certificado de la FDA de Estados Unidos, agencia que regula alimentos, medicamentos y bebidas.

Según declaró Francisco Santiago «Nicaragua es un nicho de oportunidades en negocios», por lo que seguirán apostando por las tierras nicaragüenses y la mano de obra local.

En maíz cosechan 3 manzanas semanales. «Salen alrededor de unos 100 mil elotes semanales», dijo Francisco.

Esta empresa trabaja con paneles solares, asimismo, han implementado una área de lavandería donde los trabajadores y trabajadoras lavan la ropa después de su jornada laboral, una idea que garantiza mayor compromiso con la salud del personal y espacios higiénicamente controlados para preservar la inocuidad del producto.

0

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.